2018/02/13 16:17 KST

Article View Option

Ministerio de Defensa: Corea del Norte tiene la clave de los diálogos militares

Seúl, 13 de febrero (Yonhap) -- El Ministerio de Defensa de Corea del Sur ha dicho, este martes, que aún está esperando la respuesta de Corea del Norte para su oferta, presentada hace unos meses, de diálogos militares intercoreanos, manteniendo su ambigüedad estratégica sobre el futuro de las maniobras militares conjuntas entre Seúl y Washington.

"Nos estamos preparando" para los diálogos, aunque todavía no se ha fijado una fecha específica, dijo la portavoz del ministerio, Choi Hyun-soo, en una sesión informativa regular.

La portavoz añadió que la línea militar directa intercoreana está operando normalmente, pero que no hay comunicaciones acerca de los diálogos militares acordados.

Las dos Coreas acordaron reanudar las conversaciones militares durante un contacto reciente sobre la participación norcoreana en los Juegos Olímpicos de Invierno de PyeongChang.

Cuando, en julio del año pasado, el Ejército surcoreano hizo una propuesta a Corea del Norte para sostener una reunión militar, el régimen comunista se mostró indiferente.

Los funcionarios de Defensa dijeron que la propuesta sigue siendo válida, presionando al Ejército norcoreano a enviar un mensaje al respecto.

Asimismo, Choi señaló que, en este momento, el Ejército surcoreano no tiene planes de volver a proponer los diálogos al Norte.

Sus comentarios se produjeron en medio de una gran atención sobre si -y de qué forma- las dos Coreas mantendrán vivo el ambiente inusual de reconciliación.

Varios expertos dicen que el objetivo de Corea del Norte es romper su aislamiento, abrir una brecha en la alianza de Seúl-Washington y conseguir tiempo para avanzar aún más sus capacidades nucleares y de misiles.

Una prueba clave es la coordinación entre Seúl y Washington sobre los ejercicios militares conjuntos Key Resolve y Foal Eagle que se celebran anualmente en primavera.

Ambos aliados pospusieron la celebración de dichas maniobras conjuntas hasta después del fin de las Olimpiadas de PyeongChang.

Existe una especulación mediática de que Seúl podría tratar de postergarlas aún más, con el fin de mantener el ímpetu en las relaciones intercoreanas.

El Ministerio de Defensa Nacional surcoreano ha permanecido cauteloso en cuanto al asunto.

felicidades@yna.co.kr

(FIN)